- BUENOS AIRES - ARGENTINA - © EL ELECTRON

 

 

A Alfonsina

Muy pronto irrumpe la mar entera
presuntuosa grupa encrespa
enoja al verde azul
mientras dormita con medio ojo fiero
la mar cuando mora
acomete
no venera
da palabras
rinde torrenteros acentos
dormita abierta
atalaya descomedida a la necia calma.

 

No sé qué hace la mar cuando descansa
no conformista
sin preconceptos
el aluvión de su masa es del hombre
me puse a mirarla
y asustó mi nombre
anegó mi sobrecogimiento.

Tal vez algún día en Alfonsina
cierto
me haré a la mar
con la misma impunidad de la gaviota
quebrando versos
también la mar viene a cuento
su tribalismo
su emboscosa tormenta
su destemplado reflejo. 

Juan Disante - Villa Gesell