- BUENOS AIRES - ARGENTINA - © EL ELECTRON


Ángel triste

Ángel de carita sucia
Que devoras un trozo de pan
Mientras miras al mundo, temerosa,
De que esta dicha también te sea arrebatada.


Conozco tu deambular en las calles
A solas, fugaz compañera de la luna,
Presa fácil de los depredadores
Protegida por las sombras que te acogen.

Sé de tus lágrimas, tu hambre y tus temores,
De la ausencia de besos,
De hogar,
De la falta de todo,
Menos, tal vez, de pesadillas.

Hundiendo los pies en el barro,
Sueñas con Jauja,
Con Nunca Jamás,
Con la Tierra de las Maravillas,
Aunque no sabes nombrarlas.

Mas no hay para ti alfombra voladora,
Ni viajes a través del espejo,
Ni siquiera habrá
Hada o ratón, cuando caigan tus dientes.

No te rescatará de las fauces de la bestia
Un príncipe azul,
Quizás ignores el nombre de tus sueños,
Nadie te lee cuentos.

Si pudiera, ángel triste,
Llevarte donde voy,
Si con un solo verso
Lograra regalarte una sonrisa...


*de Marié Rojas.

La Habana. Cuba.