- BUENOS AIRES - ARGENTINA - © EL ELECTRON


Insomnio

Salpicar de ocasos

Átomos del tiempo

que se desgajan

en la curva labeada del horizonte

 

Ausencia que se hamaca de tarde en tarde

y se cuelga de las noches

perturbantes de lomadas

Rumia el viento

Atropella estatuas

Poda nombres

Barre musgos

No cesan las agujas

del reloj metálico

Son crudos repiques de alfileres

 

Ruinas del insomnio mestizo

Una burbuja vitrea en la celosía

se esfuma

con golosa lentitud

Gárgaras de cristal en la ventana

 

Un encadenado relámpago descolorido

Y el calcáneo del fantasma nocturno

 

En la gruta

De un verde quirófano.

 

 

                         Josefina Fidalgo