- BUENOS AIRES - ARGENTINA - © EL ELECTRON

Sesenta años del Maracanazo
 
 

16 de julio de 1950-16 de julio de 2010
Maracanazo (en portugués Maracanaço) es el nombre dado al último partido de la Copa Mundial de Fútbol de 1950, realizada en Brasil, en la cual la selección de Uruguay ganó al equipo local contra todo pronóstico en el Estadio Maracaná. Por extensión, su uso se ha generalizado para definir aquella victoria, preferentemente una final, en campo ajeno de un equipo o deportista, teniendo absolutamente todos los factores en su contra.

Contenido


 Previa

Posiciones a la segunda fecha

Pos.

Equipo

Puntos

PG

PE

PP

Dif.

GF

1

Bandera de Brasil Brasil

4

2

0

0

+11

13

2

Flag of Uruguay.svg Uruguay

3

1

1

0

+1

5

3

Flag of Sweden.svg Suecia

1

0

1

1

−5

3

4

Bandera de España España

0

0

0

2

−7

3


Si bien el campeonato se definió mediante una ronda final de cuatro equipos (jugando en la modalidad todos contra todos), el último partido se convirtió en una final "de hecho". Se jugó el 16 de julio de 1950 en el Estadio Maracaná en Rio de Janeiro, Brasil, frente unos 173.850 espectadores, la mayor cantidad de espectadores jamás reunida para presenciar un partido de fútbol. El equipo favorito tras una campaña de invicto y goleador era Brasil que llegaba con 4 puntos producto de sus victorias frente a Suecia y España, mientras que Uruguay llegaba habiendo obtenido 3 puntos frente a los mismos rivales (una victoria frente a Suecia y un empate con España). Se debe recordar que el reglamento de la época otorgaba 2 puntos por victoria y 1 por empate.
Cabe mencionar que, si bien la favorita era Brasil, la selección de Uruguay era en ese momento una de las más laureadas del planeta, con una Copa del Mundo, ocho Copas de América y dos títulos olímpicos, y que su juego llevaba décadas provocando la admiración de todos los aficionados del mundo.

 El partido

Al finalizar la primera mitad del tiempo reglamentario, ambos equipos se retiran empatados a cero. Con el empate Brasil se estaba consagrando campeón mundial. A comienzos del segundo tiempo en el minuto 2, Friaça de Brasil anota. Una gran celebración empieza a inundar el estadio. La algarabía dura poco pues en el minuto 21 anota el uruguayo Juan Alberto Schiaffino igualando el marcador del encuentro. Con este resultado aún se adjudicaba Brasil el mundial.
Sin embargo faltando 11 minutos para el final Alcides Edgardo Ghiggia anota el segundo gol para Uruguay y el estadio queda en silencio.
Brasil ataca con todo su poderío pero le es imposible revertir el resultado. Al finalizar el partido el público salió en silencio o llorando del Estadio no percatándose de la ceremonia de entrega de la Copa Jules Rimet a Uruguay.


Bandera de Brasil
Brasil
1

Flag of Uruguay.svg
Uruguay
2

16 de julio de 1950, 20:00 CEST
Estadio Maracaná, Río de Janeiro — 174.000 espectadores

  1

POR

Barbosa

DEF

Augusto Capitán

DEF

Juvenal

DEF

Bigode

MED

Bauer

MED

Danilo

MED

Zizinho

MED

Jair

DEL

Friaça

DEL

Ademir

DEL

Chico

D. T.

Flávio Costa

1

POR

Roque Máspoli

2

DEF

Matías González

3

DEF

Eusebio Tejera

4

DEF

Schubert Gambetta

6

DEF

Víctor Rodríguez Andrade

5

MED

Obdulio Varela Capitán

8

MED

Julio Pérez

9

MED

Óscar Míguez

7

DEL

Alcides Ghiggia

10

DEL

Juan Alberto Schiaffino

11

DEL

Rubén Morán

D. T.

Juan López

Anotaciones

Soccerball.svg

47'

Friaça

Soccerball.svg

66'

Juan Alberto Schiaffino

Soccerball.svg

79'

Alcides Ghiggia

Árbitro

Bandera de Inglaterra George Reader

Árbitros asistentes

Bandera de Inglaterra Arthur Ellis

Bandera de Escocia George Mitchell


 Reacciones

Para los brasileños, la derrota fue una tragedia nacional, comentada como la peor del país. Se cancelaron los preparativos de una celebración que era obvia para muchos. Se reportaron numerosos suicidios. Desde entonces la palabra Maracanazo ha quedado como expresión de derrota o desastre imprevisto, para los brasileros.
En cambio, para los uruguayos la fiesta fue total. La inesperada victoria llegaba a oídos en territorio uruguayo, gracias al inolvidable relato de Carlos Solé. La gente se volcó a las calles a festejar, lo que en un principio parecía un sueño inalcanzable.
El desconcierto era tal tras la victoria uruguaya, que las 173.850 personas en el estadio quedaron enmudecidas, a tal punto de que los únicos sonidos que se escuchaban eran los del plantel celeste.
También se dio una anécdota que involucraba al entonces presidente de la FIFA, Jules Rimet. Cuando el encuentro estaba empatado a 1, Rimet se dirigió a los vestuarios para preparar su discurso de felicitaciones para Brasil, pero cuando volvió al terreno de juego (ya terminado el encuentro) se llevó la sorpresa de no ver ningún festejo, ya que Uruguay había logrado la hazaña. Tan desconcertado quedó Rimet, que incluso el acto de entrega de la copa a Uruguay terminó siendo simplemente la entrega de la misma con un estrechado de manos con Obdulio Varela.[1]
Ese día fue el último partido en el cual Brasil jugó con camiseta blanca. Posteriormente comenzó a utilizar la verde-amarela, que esta vez sí les traería buena suerte.

 En la voz de Solé

Al no haber uruguayos presentes en las tribunas del estadio, unas de las vías de comunicación del partido para los charrúas fue el relato de Carlos Solé (uno de los tres relatores uruguayos que concurrieron). Los relatos de ambos goles quedaron en el recuerdo de los uruguayos.
Primer gol de Uruguay

"...Quita Míguez para apoyar a Schiaffino; frente a él se defiende Bigode. La resta al centro de la cancha donde va a tomar Gambetta. Se corre Gambetta. Cruza la pelota en dirección a Julio Pérez. Julio Pérez arremete de frente a Danilo. Lleva la pelota Pérez. Le traba la pelota Danilo. Con todo la vuelve a tomar Pérez. Se repliega. Elude a Bauer. Apoya a Obdulio Varela. Varela al puntero Ghiggia. Avanza Ghiggia perseguido por Bigode. Lo anula Ghiggia a Bigode. Se corre al arco. Coloca el centro. Toma Schiaffino. Tira. Goool, goool uruguayo. Gol de Schiaffino. Schiaffino a los 21 minutos. Se le escapó Ghiggia al jugador Bigode. Colocó el centro y el jugador Juan Alberto Schiaffino la tomó de media vuelta. Colocó un violento remate alto dejando sin chances a Barboza a los 21 minutos. Schiaffino autor del tanto. Uruguay 1 Brasil 1..."

Relato de Carlos Solé. Segundo Gol de Uruguay frente a Brasil. 16 de julio de 1950. Fuente: Radio Nacional Argentina

Segundo gol de Uruguay

"...La para Míguez y apoya Julio Pérez. Se va delante Julio Pérez con la pelota esperando que se cruce Ghiggia. Julio Pérez sigue atacando. Pérez a Ghiggia. Ghiggia a Pérez. Pérez avanza, le cruza la pelota a Ghiggia. Ghiggia se le escapa a Bigode. Avanza el veloz puntero derecho uruguayo. Va a tirar. Tira. Goool, goool, goooool, goooooool uruguayo. Ghiggia tiró violentamente y la pelota escapó al contralor de Barboza. A los 34 minutos, anotando el segundo tanto para el equipo uruguayo. Ya decíamos que el gran puntero derecho del conjunto oriental estaba resultando la mejor figura de los uruguayos. Se escapó de la defensa brasileña. Tiró en acción violenta. La pelota rasante al poste escapó al contralor de Barboza y anotó a los 34 minutos Ghiggia el segundo tanto para Uruguay. Uruguay 2 Brasil 1. Autor del tanto Ghiggia a los 34 minutos..."[2]

 


 

VOLVER AL BAUL DE LOS RECUERDOS